El Atlético Femenino despide a su entrenador antes del clásico ante el Barça

Pablo López abandona el club colchonero por la mala racha del equipo cuatro meses después de su llegada

Pablo López da órdenes a sus jugadoras en el Atlético-Tacón.

Pablo López no dirigirá al Atlético en el clásico del fútbol femenino ante el Barça de este sábado. El club colchonero ha anunciado este lunes el despido del entrenador, contratado en octubre, a través de un comunicado. El equipo rojiblanco justifica el cese por la mala marcha del equipo en las últimas siete jornadas, en las que el Atlético ha cosechado cuatro empates. “La actual situación deportiva ha provocado que se haya llegado a un acuerdo mutuo para la rescisión de su contrato”, reza el comunicado.

El técnico madrileño llevó las riendas del equipo en 14 partidos (12 de Liga y dos de Champions), en los que logró la clasificación a cuartos de final del torneo Europeo tras derrotar al amnchester City en octavos. En la Liga Iberdrola, el Atlético, vigente campeón, marcha segundo con 37 puntos, a nueve del Barça, que encabeza la clasificación. El club colchonero aún no ha informado sobre quién sucederá a López en el banquillo.

Busquets recupera el poder

El mediocentro azulgrana, brillante en el estreno de Setién en el Camp Nou, fue uno de los más perjudicados por el estilo de Valverde

Uno de los pases de Busquets contra el Granada.

Desde que Sergio Busquets apareció en la alineación del Barça en el segundo partido de LaLiga 2008-2009 ante el Racing, el día que Pep Guardiola lo hizo saltar de Tercera al Camp Nou, nadie discutió al entonces sorprendente mediocentro, y menos cuando tuvo la bendición escrita de Johan Cruyff. Y hasta Del Bosque, entonces seleccionador, afirmó: “Si yo fuera jugador me gustaría parecerme a Busquets”. No lo hizo la secretaria técnica —los dos únicos mediocentros fichados, Song y Mascherano, acabaron de centrales—, ni La Masia. Los canteranos llamados a ser su relevo ya andan lejos del club: Sergi Samper está en el Vissel Kobe y Oriol Busquets juega en el Twente. Ningún entrenador se animó a poner en jaque a Busquets, piedra angular del Barça de Guardiola, pero también de Tito Vilanova, Tata Martino y Luis Enrique. Hasta que algo cambió el último verano con Ernesto Valverde. Ahora, con Quique Setién parece que ha vuelto la normalidad para Busi.

Valverde quería dar más dinamismo al centro del campo. El extécnico azulgrana avisó a Rakitic en mayo de que ya no sería imprescindible y en el primer partido en San Mamés dejó a Busquets en el banquillo. Valverde apostó entonces por Sergi Roberto —quería que regresara al puesto de volante— y por Aleñá, hoy en el Betis. Como pivote se estrenó De Jong. No fue un fichaje cualquiera. Por primera vez desde que Busquets debutó en el primer equipo, el Barça apostaba por otro mediocentro, galardonado como el mejor centrocampista de la última temporada de la UEFA. No le funcionó la jugada a Valverde: el Barça cayó en San Mamés: 1-0.

El Txingurri se corrigió, pero ya nada fue lo mismo. Mientras que en el ataque el único que acusaba las rotaciones era el novato Griezmann, en la defensa la única duda era Semedo o Sergi Roberto en el lateral derecho. En el centro del campo, Valverde no se casaba con nadie. Solo De Jong parecía inamovible: jugó el 80% de los minutos, más que el resto, Busquets (66%), Rakitic (37%), Arthur (36%) y Arturo Vidal (36%).

Arthur, preso de las lesiones, no se quejó. Vidal amagó con marcharse en invierno —el Inter no renuncia a incorporarle—y Rakitic fue el primero en expresar su malestar. “Me siento triste, igual que mi hija pequeña cuando le quitan un juguete”, le confesó el croata a Jorge Valdano en Movistar +. Busquets, en cambio, no dijo ni mu. Al menos, ante los micrófonos. La relación de los pesos pesados del mediocampo con Valverde se desgastó al tiempo que se sentían desprotegidos por la dinámica de juego del equipo, cada vez más pendiente de las transiciones, sin tiempo ni espacio para cuidar el balón en la divisoria.

Comprar camisetas del barcelona baratas,greatest quality, telas de poliéster de alta calidad seleccionados, tienen muy buena elasticidad cómoda y tenacidad.Comprar camisetas de futbol baratas.