Raúl de Tomás da alas al Espanyol

Con orden, ambición y sufrimiento final, el conjunto de Abelardo consigue una victoria de fe ante un irreconocible Villarreal

Villarreal - Espanyol

Las lágrimas de David López al terminar el partido en La Cerámica reflejaban la tensión y el drama que está sufriendo el Espanyol, vencedor ante el Villarreal en un choque en el que fue superior durante una hora de partido. Luego se complicó la vida en los últimos 30 minutos por el penalti y la expulsión de Javi López que propició la reacción final del Villarreal. Con orden y ambición, con sufrimiento y agonía al final, el Espanyol consiguió una victoria de fe para brindar el triunfo a los 3.000 aficionados pericos que dieron por bueno el viaje a Vila-real soportando las inclemencias meteorológicas. “No tengo palabras, solo dar las gracias a la afición que ha venido a pesar de que no les hemos dado nada en la primera vuelta”, manifestaba con la voz entrecortada David López fruto de la emoción por conseguir tres puntos vitales para soñar con la salvación.

Para la mayoría el fútbol es cosa de los futbolistas. “Yo no juego, los protagonistas son ellos”, refrendaba la máxima Abelardo al finalizar el partido, quitándose importancia a la reacción españolista en apenas dos partidos de Liga más uno de Copa. Algo tendrá que ver el técnico asturiano experto en situaciones extremas. Tras empatar ante el Barça, el Espanyol consiguió vencer, tras nueve jornadas sin hacerlo, a un Villarreal irreconocible que incluso en uno de sus peores partidos tuvo el empate en dos disparos a los palos. El equipo de Calleja da lo mejor de sí mismo ante rivales de enjundia y patina contra los conjuntos de la parte baja de la clasificación. Dos equipos en zona de descenso, el Celta y el Espanyol, han asaltado La Cerámica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *